Los dolores articulares son el motivo más frecuente en la consulta con un traumatólogo o reumatólogo.

Siempre que tenemos un dolor articular nos alerta de que existe daño de algún tejido que puede ser el cartílago propio de la articulación  o estructuras extra articulares como ligamentos, tendones o fibras musculares.

No deje de consultar a su traumatólogo de cabecera ante cualquier persistencia del dolor articular.

 El  dolor articular puede estar  localizado en cualquier articulación del organismo también se lo llama altralgia.

Causas: se puede deber a muchas causas y puede estar asociados con la artritis (osteoartritis, artritis reumatoidea, artritis gotosa, etc), bursitis y tendinitis.

Osteoartritis(OA) es la más común de las artritis se presenta en la edad avanzada aunque se  puede dar en pacientes jóvenes por alguna lesión previa o por sobreuso de la articulación.

Las bursas son estructura anatómicas, se encuentran rodeando las articulaciones cuando se inflaman se la llama bursitis y suele dar dolor articular.

La tendinitis es la inflamación de los tendones responsables de la movilidad articular normalmente se inflaman por un sobreuso o por tareas repetitivas muchas veces presentándose como dolor articular.   

Síntomas: el dolor articular puede ir acompañado de

  1. Derrame articular.
  2. Bloqueo articular.
  3. Rigidez matinal articular.
  4. Renguera.
  5. Disminución de los arcos de movilidad articular.

Estudios:

  1. Radiografías de la articulación afectada.
  2. Tomografía computada.
  3. Resonancia magnética.
  4. Interconsulta con el especialista.

Tratamiento: Al tratar un dolor articular es muy importante llegar al diagnostico del mismo, aunque muchas veces los síntomas pueden aliviarse antes de conocer el diagnostico. La inflamación se puede tratar con los aines. El dolor sin inflamación se puede tratar con paracetamol e inmovilización de la articulación con valva de yeso o férulas inmovilizadoras, crioterapia y reposo.

Los aines van a tratar los  síntomas del dolor articular por períodos prolongados lo cual puede generar efectos adversos, en la actualidad existen suplementos dietarios que tratan las causas del mismo.

El colágeno tipo II es producido naturalmente por nuestro organismo. Quimicamente es una proteína fibrosa de estructura helicoidal. La molécula de colágeno es una triple cadena de aminoácidos en forma de hélice cuya principal función es la resistencia al estiramiento .

El colágeno tipo II se encuentra en el cartílago articular su principal función es la de resistencia a la presión intermitente.

La capacidad de sintetizar colágeno disminuye con la edad, siendo conveniente suplementar al organismo cantidades adicionales de ésta proteína.

En un estudio se investigó al colágeno tipo II no desnaturalizado, por su capacidad de mejorar la función articular en personas sanas que desarrollan dolor en las articulaciones mientras se someten a ejercicios agobiantes. La razón detrás de este enfoque se centró en la hipótesis de que el ejercicio agobiante podría dejar al descubierto cambios transitorios en las articulaciones debido a las actividades físicas diarias que no son atribuibles a una enfermedad diagnosticable.

La cantidad diaria mínima recomendada de colágeno es de 40 g. Al tratarse de un aporte de proteínas se recomienda con las comidas en cualquier horario.

Dr. Juan Ottolenghi
Médico Traumatólogo MN: 86389

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“Reduzca el consumo de sal”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...