Asesoró Lorena Cirigliano (MN 133.404) médica especialista en medicina interna.

La Fibrilación Auricular (FA) es un tipo de arritmia desorganizada de ritmo irregular y donde la frecuencia cardiaca se encuentra aumentada (taquicardia: frecuencia mayor a 100 latidos por minuto).

Es una arritmia cuya prevalencia aumenta con la edad, se puede encontrar en el 5 % de los mayores de 70 años.

La pérdida de la contracción auricular repercute en el llenado ventricular y genera una estasis de la sangre formando trombos en la aurícula.

Los síntomas más comunes son palpitaciones, pero puede presentarse con hipotensión, dificultad respiratoria, dolor de pecho hasta síncope y el diagnóstico se hace simplemente con un electrocardiograma (ECG). Aunque es muy importante realizar además un ecocardiograma.

Si el ECG no evidencia la arritmia y los síntomas persisten se puede hacer un holter de frecuencia cardiaca de 24 hs para poder ver el ritmo cardiaco por un tiempo más prolongado y aumentar la probabilidad de hallarla.

Cuando se diagnostica se deben evaluar varios parámetros para decidir el tratamiento más adecuado en cada caso:

A) tiempo de evolución: Aguda o crónica.

B) si es primaria o secundaria a otras enfermedades como tromboembolismo pulmonar, hipertiroidismo, etc.

C) síntomas acompañantes

D) acompañado de insuficiencia cardíaca o no

E) compensado o descompensado hemodinámicamente

F) antecedente de hipertensión o cambio estructural cardíaco.

La FA aumenta el riesgo para un accidente isquémico cerebral, un infarto y otros trastornos.

Entonces una vez hecho el diagnóstico, evaluando la presencia de síntomas, la presencia o no de trombo auricular, antecedentes, el riesgo de hemorragia y el contexto específico se decidirá  la forma de seguir, ambulatoria o internado.

Las diferentes terapias consisten en revertir la arritmia, de forma farmacológica o eléctrica, usar controladores de frecuencia, tipo de anticoagulante que se requerirá para evitar la formación de coágulos.

La decisión de anticoagular  se basa en el beneficio de evitar presentar un accidente cardiovascular (el trombo de la aurícula viaja al cerebro) y el riesgo de sangrado que puede tener el paciente.

Realizando estos tratamientos se busca revertir la arritmia, que no siempre se logra, puede ser que se entre y se salga de la misma (paroxística) o que se mantenga pero con una frecuencia adecuada que reduzca las complicaciones.

En pacientes muy sintomáticos se puede realizar una intervención llamada ablación por radiofrecuencia para tratar de revertir la arritmia.

Consejos para tener en cuenta para sobrellevar mejor la patología:

1. controlar la presión arterial.

2. no tomar alcohol.

3. disminuir en consumo de cafeína.

4. realizar actividad física adecuada.

5. mantener un peso adecuado.

6. reducir el estrés.

Redacción de TvSana

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“Reduzca el consumo de sal”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...