Con la llegada de Marzo nuestras agendas y horarios vuelven a la normalidad. Las familias con chicos comienzan un nuevo ciclo lectivo y suele ser un mes donde las obligaciones y el reinicio de las rutinas pueden agobiarnos. Para comenzar de manera organizada y saludable, desde la Fundación Cardiológica Argentina proponen algunos consejos:

Retomar una alimentación más saludable. En muchos casos durante el año el almuerzo no suele compartirse en familia. Es por ello que debemos estar atentos y organizar la alimentación de los más pequeños procurando que siempre consuman frutas y vegetales en una buena cantidad, junto con una porción de proteínas que debería ser aportada principalmente por carnes blancas y rojas. Hay opciones amigables para convencer a los más pequeños de consumir alimentos saludables; purés de colores, ensaladas de frutas y jugos de frutas naturales son algunas maneras de incluir alimentos saludables en la dieta cotidiana. Asimismo, no debemos olvidarnos de incluir snacks o colaciones que aporten valor nutritivo y nos quiten el hambre; por ejemplo, una manzana, una banana, los yogurts, las barritas de cereales y los frutos secos (nueces, almendras, maní tostado) son buenos -y ricos- complementos. Como siempre, lo importante es la conducta familiar con respecto a la alimentación: comer saludable es rico y se disfruta más cuando toda la familia comparte la decisión.

descansar bien
Volver a la rutina del sueño también es importante. Durante el año los horarios son más exigentes, y por ello debemos acostumbrarnos a respetar horarios de sueño y actividad. Es conveniente fijar una hora específica para ir a dormir y comenzar la rutina de acostarse al menos 30 minutos antes (ponerse el pijama, lavarse los dientes, leer un libro, etc.). Las horas de sueño se relacionan con la capacidad de aprendizaje de los niños y, por ello, debemos ser consistentes en respetar, como mínimo, 10 horas de sueño nocturno durante los primeros 10 años de vida. En cuanto a los adultos, también necesitamos descansar adecuadamente. Es importante tener rutinas preestablecidas que favorezcan un buen sueño. La calidad del sueño se relaciona con la salud cardiovascular y con la capacidad de concentración. Debemos recordar que no se recomienda la utilización de dispositivos con pantalla brillante en las horas previas al sueño; por esto, revisar el celular antes de dormir no es una actividad aconsejable. Asimismo, el consumo de alcohol y el tabaco no son buenos amigos de un sueño reparador. La música relajante, un buen libro, hablar con nuestros seres queridos son, en cambio, amigos de un buen descanso.

Realizar los controles de rutina. En muchas ocasiones, el apto físico para el gimnasio, el apto físico escolar o los controles de salud laborales, se llevan a cabo en esta época del año. La importancia de estas prácticas de salud radica en que sean personalizadas y adaptadas a las necesidades individuales. No todos los pacientes requieren todos los estudios. Sin embargo, la consulta médica regular y la aplicación criteriosa de los estudios complementarios necesarios permitirán detectar enfermedades de manera precoz y llevar a cabo una medicina preventiva. Recomendamos que se consulte a un médico clínico y/o cardiólogo de manera periódica para realizar un interrogatorio completo, un examen físico y, en los casos que así lo requieran, electrocardiograma, ergometría y ecocardiograma.

Evitar la hiperocupación. El Siglo XXI ha traído el concepto de que el ocio o el tiempo sin ocupaciones justamente es “una pérdida de tiempo”. En base a esta premisa, nuestras agendas, y la de nuestros niños, rebalsan de actividades concatenadas. Pero, tenemos que saber que la hiperocupación e hiperactividad no son recomendables. Un niño hiperocupado que pasa día tras día de una actividad a otra carece de tiempo para jugar y de tiempo libre. El ocio y el aburrimiento también aportan enseñanzas y pueden disfrutarse. Debemos ser selectivos y elegir aquellas actividades que disfrutamos y que podamos llevar a cabo durante todo el año sin que representen un sufrimiento. El ejercicio debe ser parte de nuestra rutina semanal ya que aporta bienestar físico y emocional. Como siempre, la clave está en lograr un equilibrio entre ocupación, aprendizaje, ocio y tiempo libre.

Ahora sí podemos concluir que llegó Marzo, una nueva oportunidad para iniciar un año de manera saludable y disfrutar la vida con nuestros seres queridos. ¡A poner los motores en marcha!

Por la Fundación Cardiológica Argentina (FCA), con el asesoramiento de la Dra. María Celeste Carrero, médica cardióloga (MN 122.721), miembro de la FCA.

Etiquetas:

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“¿Sos mayor de 65? vacunarte contra la neumonía”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...