La artritis es la inflamación de una articulación o más. Los principales síntomas de la artritis son dolor y rigidez de las articulaciones, que suelen empeorar con la edad. Los tipos más frecuentes de artritis son la artrosis y la artritis reumatoide.

La artrosis hace que el cartílago, el tejido duro y resbaladizo que recubre los extremos de los huesos donde forma una articulación, se rompa. La artritis reumatoide es un trastorno autoinmunitario que afecta, en primer lugar, el revestimiento de las articulaciones (membrana sinovial).

Los cristales de ácido úrico, las infecciones o las enfermedades de fondo, como la psoriasis o el lupus, pueden provocar otros tipos de artritis.

Síntomas

Algunos de los signos y síntomas más frecuentes de la artritis afectan las articulaciones. Según el tipo de artritis que tengas, los signos y síntomas pueden comprender:

  • Dolor
  • Rigidez
  • Hinchazón
  • Enrojecimiento
  • Disminución de la amplitud de movimiento

Los tratamientos varían según el tipo de artritis. Los principales objetivos de los tratamientos contra la artritis son reducir los síntomas y mejorar la calidad de vida.

salud-manos

Elección en el tratamiento de la artritis reumatoidea

La artritis reumatoidea (AR) es una enfermedad que causa principalmente dolor, inflamación y rigidez de las articulaciones.

Existen diferentes drogas para su tratamiento que pueden usarse solas o combinadas:

1. Antinflamatorios de acción rápida como ibuprofeno, diclofenac, otros.
2. Corticoides tanto sistémicos como intrarticulares.
3. Drogas antireumatoides modificadoras de la enfermedad (DMARDs): biológicas o no biológicas que tienen el potencial de reducir y prevenir el daño articular.

Leer también: El Estres y las Enfermedades Autoinmunes

Dentro de este último grupo encontramos:

• No biológicas convencionales: hidroxicloroquina, sulfasalazina, metrotexate y las blanco dirigidas: tofacitinib.
• Biológicas: son terapias blanco dirigidas como el etanercept, infliximab, anakinra, tocilizumab, abatacept, rituximab.

Los especialistas recomiendan el uso temprano de los DMARDs a todos los pacientes con artritis reumatoide para evitar lo antes posible el daño articular deformante e irreversible que impida su funcionalidad.

La AR es una enfermedad crónica que presenta exacerbaciones. Los pacientes deben ser monitoreados permanentemente para un examen físico y control con un análisis de sangre para evaluar tanto la actividad de la enfermedad (articular y extrarticular), como los posibles efectos adversos de los medicamentos que esté usando. Además el médico evaluara cuando es necesario repetir imágenes de las articulaciones.

De esta forma ir modificando las dosis, reduciendo el corticoide y cambiado la estrategia terapéutica según el paciente necesite.

Para la elección del tratamiento de la artritis reumatoidea hay que tener en cuenta muchos factores desde la actividad y la severidad de la enfermedad en sí, la presencia de comorbilidades, resultados de otros tratamientos realizados, preferencias del paciente, etc.

Consulte con su clínico y su reumatólogo sobre el tratamiento más adecuado para usted.

Redacción de TvSana

Leer también: Artritis reumatoide ¿Cómo evitar el daño articular?

Comentar

Registrate, Obtené Beneficios y ganá Premios

Registrate

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

CONSEJO DEL DIA - DR. DIEGO MONTES DE OCA

“¿Sos mayor de 65? vacunarte contra la neumonía”

Dr. Diego Montes de Oca
MN: 84881

Quiero recibir notificaciones de...